Blog / Cholet: Arquitectura andina por Freddy Mamani

30 de Jun, 2020, 02:06pm

Freddy Mamani nació en una pequeña comunidad llamada Catavi. Hace veinte años, se inició  en el mundo de la construcción trabajando como asistente de albañil. Más adelante, concretaría su sueño de estudiar en la Facultad Tecnológica de Construcciones Civiles, en la Universidad Mayor de San Andrés (1986), y posteriormente cursar la carrera de Ingeniería Civil en la UBI. Freddy Mamani logró completar sus estudios pese a una familia que lo instaba a desistir ya que le decían que esta era una “carrera para ricos”

Pero, ¿qué lo hace especial?

La arquitectura andina de Freddy Mamani no deja indiferente a aquel que la conozca. Hace década y media comenzó a pintar el paisaje gris de El Alto con sus obras de estilo cholet.

El Alto, la joven ciudad boliviana que prosperó rápidamente, pasando de ser un barrio de La Paz a la segunda ciudad más poblada de Bolivia.

Una ciudad joven evidentemente carece de identidad arquitectónica. El Alto se llenó edificios de dos o tres alturas con colores modestos y apagados. Una combinación que dejó una vista fría y seca.

Eso hasta el año 2002. Cuando comenzaron a aparecer edificios de Freddy Mannani. Sus obras han despertado tanto a admiradores como detractores pero lo cierto es que cualquiera que admire una de sus obras no puede ignorarlas.

Edificios de seis pisos con fachadas que parecen bañadas en colores complementarios. Combinaciones agresivas de alto contraste levantadas sobre un paisaje monocromático que refuerza su atracción visual. Así son los edificios de este artista.

La inspiración de Freddy Mamani encuentra su fuente en el pasado precolombino de la cultura andina y sus vivos colores que se pueden apreciar en los trajes típicos de las mujeres de esta cultura.  El mismo Mamani expresa que sus obras son una representación moderna de la cultura boliviana y sus características.

Los edificios de Mamani son tan distintivos por fuera como por dentro. Producto de la mezcla de colores, accesorios y una gran variedad de artículos de iluminación que hacen del interior de de sus obras una vista tan audaz y llamativa como la de sus fachadas.

El Alto ya cuenta con hasta 70 obras del mismo Mamani, un poblado convertido en ciudad  que encontró en el artista una identidad auténtica. Sin duda, entre elogios y críticas, las obras de Mamani y la ciudad de El Alto trascenderán a lo largo de la historia de la arquitectura gracias a su expresión única, viva, llamativa, moderna y tradicional a la vez.



Ex albañil, arquitecto e ingeniero autodidacta, el boliviano Freddy Mamani es reconocido a nivel mundial por su estilo “Cholet”, también denominado nueva arquitectura andina, arquitectura cohetillo o arquitectura transformer.


0 comentarios